Durante esta semana conocí a una soldado cual se estaba retirando de la milicia con 20 años de servicios. Estaba muy orgullosa de su tiempo dedicado a la fuerza militar de Estados Unidos pero en ese momento donde las dos nos reuníamos por primera vez, había algo más allá en sus ojos…

  Día a día trabajo apoyando a militares a redescubrir sus pasiones ya sea volviendo a estudiar, reintegrándose al mundo laboral (civil o federal) o incluso convirtiéndose en emprendedores. Pero en este caso, había algo distinto en ella. Cuando le pregunté acerca de sus planes futuros ella muy directa, confiada y con suma alegría me dice: “Estoy lista para emprender mi pasión”. Y le pregunto: “¿Qué es eso que te apasiona?” Y con mucha energía y seguridad me contesta: “Estoy lista para crear un hotel de perros, ellos me hacen feliz y quiero darles un espacio en donde puedan disfrutar y sentirse queridos cuando sus amos no estén cerca de ellos, seré ese segundo hogar”

   A mi se estremeció el cuerpo, no es muy común escuchar a una persona de 50+ años tener la visión de emprender luego de una carrera militar, cual demanda mucho procedimiento y no promueve muchas opciones. Me sentí muy orgullosa de escuchar su historia y conocer su pasión por los animales, para mi siempre es de suma gratitud y abundancia conocer nuevos emprendedores. Este caso no es el único que he conocido, he visto como personas después de 15-20 años de servicio militar están decididos a emprender y eso es de admirar.

 El emprendimiento no tiene edad, raza, ni sexo. Emprender se trata de tomar acción sobre eso que tanto deseas lograr. Emprender es algo que no todos deseamos pero que muchos sí soñamos y que solo pocos se atreven a realizarlo. Muchos somos emprendedores, pero aún no lo sabemos. Así que te invito a que reflexiones ante esta frase: “Nunca es tarde para Emprender”. Emprender no solo es crear un negocio también involucra crear una obra, emprendimiento se basa en nuestra manera de pensar y como nuestras ideas crean nuevas posibilidades y oportunidades.

   Hoy en día, donde solo se resalta lo negativo, los problemas, la escasez; necesitamos que todos tomemos acción y emprendamos juntos por nuevas alternativas que nos permitan redescubrir y alimentar nuestras mentes ante nuevas posibilidades de abundancia, oportunidad y progreso. Por tanto, nunca es tarde para emprender ya que todas las generaciones se pueden nutrir de la sabiduría de las demás.

“Cuando no queda claro si algo funciona, muchos lo evitan y solo unos pocos se atreven”. Bianca Negrón

 ¿Y tú, te atreves a emprender?

Photo by rawpixel on Unsplash