¡Qué mucho hablamos pero que poco hacemos! ¿Verdad? Nos quejamos del gobierno, del trabajo, de la familia, del amigo, de las finanzas…¡hasta de la vida! Pero la pregunta más valiosa que debemos hacernos es la que menos nos hacemos, es más, siempre digo que huimos de esas preguntas ya que sabemos las contestaciones pero es más fácil vivir ignorando estas preguntas y respuestas para así no tener que actuar.

¿Y a quién no le da miedo actuar y tomar decisiones sobre su vida, carrera o empresa? ¡A muchos nos da miedo, a mi también me ha sucedido! No somos psíquicos para saber lo que nos depara el destino. Pero hay un detalle importante a mencionar, no podemos confirmar cual será nuestro futuro pero hay algo que podemos hacer, algo que nos puede apoyar a lograr esas metas que tanto queremos alcanzar.

Por eso digo: ¡No es lo mismo decir que descubrir! ¿A que me refiero? Bueno, en Puerto Rico hay una frase muy popular que dice “Con la boca es un mamey”. Y es verdad…con la boca decimos cuanta idea tenemos pero son muy pocos los que se aventuran a descubrir y tomar acción. Muchos se recuestan del bla, bla, bla, otros esperan que el gobierno les resuelva todos sus problemas y otros sueñan con “pajaritos preñaos” y nunca logran nada. ¿Pero por qué? Por que muchos son los que hablan y pocos son los que actúan. Puede ser que este sea tu caso o a lo mejor el de alguien que conoces. Muchas veces la mejor técnica para hacer las cosas es haciéndolas y sino sabes como hacerlas entonces date la oportunidad de descubrir. Hoy en día no hay excusas, no dependemos de una enciclopedia ni de una biblioteca. La mayoría tiene acceso a la internet la cual nos permite tener herramientas infinitas que nos permiten descubrir, explorar, aprender y crecer sin importar nuestro idioma, género, nacionalidad e inclusive nuestras metas.

Todos podemos emprender, sea en nuestra vida, carrera o empresa. Emprender se trata de descubrir, ser creativo, tener esa capacidad de visión liderada por un impulso de innovación, descubrimiento, aprendizaje e inspiración. Muchos podemos decir lo que se debe de hacer pero solo unos pocos están dispuestos a invertir su tiempo a investigar, aprender, descubrir y actuar. Cuando nos damos permiso para descubrir logramos desarrollar confianza, conocimiento e incluso podemos crear proyectos, ideas y oportunidades para nosotros y los demás.

¿List@ para dejar el bla, bla, bla? ¡Comienza a descubrir quién eres, define tu propósito y comienza a actuar en tu vida, carrera o empresa!  ¡Juntos podemos hacer la diferencia!